Ruta en coche eléctrico por Europa
carga-coche-electrico
Museo Nikola Tesla Croacia Road to Busan

¡Rumbo al corazón de Europa! Historia y personalidad.

Es increíble lo rápido que han ido las cosas, ya hemos sobrepasado la docena de países y sumando.

Tras la buena experiencia en el pasado tramo, nos encontramos ahora con Croacia, Hungría, Eslovaquia y República Checa, donde se nos quedó muy buen sabor de boca; nos habría encantado haber pasado más tiempo y conocer algo más sobre estos cuatro países.

Al igual que en el tramo anterior, estamos hablando de países que fueron influenciados por el avance de los alemanes en su momento y de los rusos a posteriori. Se respira por todos lados. Es como la resaca después de una tremenda borrachera que te dura varios días, pero en este caso, varias décadas.

Ruta por Europa Central

Todos los países por los que hemos pasado tienen su propia identidad y su propia historia pero es cierto que todavía se nota la mella del pasado y creo que siempre se hablará de ello igual que se habla de una ex-pareja con la que has compartido muchos años de tu vida.

El orgullo de Zagreb.


Croacia nos esperaba y debíamos partir desde Eslovenia hacia Zagreb, para ir en tiempo con Road to Busan.
La capital croata es uno de esos lugares que visitas una vez y te quedas con las ganas de ver más, ya que una semana no es suficiente para conocer ningún lugar.


Lo que fuera la ciudad donde Nikola Tesla pasó parte de su vida es hoy en día un total homenaje hacia su persona. Muchos dicen que no era croata sino serbio. Otros dicen lo contrario. Lo que es cierto es que su padre y su madre eran de uno y otro lugar. Los croatas se sienten orgullosos de que una de las personas más influyentes en el mundo científico pasara muchos de los años de su vida en Zagreb. Hasta el punto de que haya un museo tecnológico con su nombre y su retrato salga en los billetes de la moneda local.
Tras una agradable mañana alrededor de la catedral y deambular por el mercado de las flores, nos acercamos a la plaza de Josip Jelacik desde donde nos adentramos en un túnel que fue utilizado como refugio antiaéreo durante la guerra, y hoy en día es un pasadizo para recortar camino donde además se suele hacer exposiciones de arte y eventos culturales.
Zagreb es uno de esos lugares que engancha. Pensar en Croacia hoy día es situarse en Dubrovnik y la popular serie Juego de Tronos, que escogió este paraje para desarrollar gran parte de su historia; pero al margen de los encantos de la costa del mar Adriático, Croacia esconde un sinfín de secretos en su capital, que tuvimos la suerte de recorrer en nuestro paso por Road to Busan.


La antigua capital del imperio astro-húngaro, Budapest.


Budapest tiene algo especial. Cuando ves esta ciudad por primera vez, caes rendido a sus pies.

Desde el Puente de Las Cadenas al Parlamento, desde los Ruin Bars hasta el barrio judío. Budapest no tiene desperdicio y siempre tiene algo más que ofrecer.
El equipo de Road to Busan se dedicó a coger los recursos que consideramos necesarios y disfrutamos lo que pudimos de los encantos de esta fantástica ciudad, a pesar de que la lluvia no nos ayudó mucho al final del día.

Nada que un buen goulash, el plato típico, no hiciera olvidar. Todavía nos estamos relamiendo.


El Danubio que envuelve Eslovaquia.


El paso por Bratislava fue muy breve. Demasiado para nuestro gusto. Quien lo conoce habla maravillas de Eslovaquia. Nos da muchísima curiosidad al igual que su gente y sus tradiciones, pero tal vez simplemente es un motivo para volver con más calma en el futuro.

Dimos una vuelta en coche por la ciudad y nos acercamos al Slavin, un monumento de guerra para ver la ciudad desde lo alto y admirar la gran Bratislava que nos despidió con una aterradora tormenta eléctrica cargada de rayos y centellas, tal vez molesta por haberle dedicado tan poco tiempo. Prometemos volver.

Artistas, escritores y bohemios: bienvenidos a República Checa.


Brno nos esperaba con los brazos abiertos ya que era allí donde teníamos concertado con un concesionario Hyundai hacer una puesta a punto del compañero Hyundai KONA eléctrico que llevaba ya cerca de 7.000 kilómetros dándolo todo sin rechistar.

Brno es la segunda ciudad de República Checa. Se trata de la ciudad universitaria y tiene algo que nos gustó muchísimo: la tranquilidad que no vimos en Praga pero con la belleza que caracteriza la arquitectura de la República Checa.

Tal vez Brno no tenga tantos edificios históricos como la capital ni el casco antiguo tan bonito que tiene Praga, pero en lo referente a la arquitectura clásica de los edificios corrientes, pudimos disfrutar de fantásticas fachadas con ese mismo estilo que nos llamó la atención de este país.

Allí nos reunimos con Andrea, una amiga de David que es activista de Climate Justice, una organización que se dedica al activismo en la defensa del planeta en lo referente a Cambio Climático.

Andrea es graduada en medio ambiente, es funcionaria del gobierno checo y se nos presentó montada en bici con una enorme sonrisa de oreja a oreja. Quiere visitar Canarias para recorrerla en bici ya que no cree en los coches de combustión, por lo que aceptó que la recogiésemos para la entrevista en nuestro Hyundai KONA eléctrico.


La ruta en datos

Dirante 7 dias recorrimos Croacia, Hungría, Eslovaquia y República Checa. Recorrimos 1.283KM por toda Europa Central, una ruta poco convencional y que no encuentras en cualquier libro de guias pero muy recomendable y mas si vas con coche 100% eléctrico, las cargas son fáciles de encontrar y todas abiertas, no hay necesidad de suscripción ni formas de pagos.

En Croacia y Hungría nos encontramos muchísimas facilidades y todo en orden para poder cargar nuestro KONA eléctrico. En Croacia especialmente mucho más cómodo y sin ninguna complicación; era llegar y enchufar.

En Hungría el estado de las carreteras era algo más complicado ya que habían tramos que estaban en obras, pero por lo general todo fue muy bien.

Realizamos un total de 4 paradas en esta ruta para cargar el vehículo. Y en cuanto a consumo realizamos una media de 13,2 KWh.



Sin más, les invito a seguir leyendo este blog en el que unos locos se dedican a cruzar medio mundo en coche eléctrico y van contando sus experiencias y subiendo fotos.
Hasta entonces, sigan Road to Busan por todos sus canales: en Facebook, Instagram y el microsite Road to Busan.
Contunuamos rumbo a Croacia. ¡Nos vemos en la carretera, amigos!

¿Te gusta este artículo? Compártelo
Posts relacionados
Comentarios

    Sin comentarios

    Nuevo comentario
    Volver a inicio